Consejos para mantener a la gripe ¡lejos!

Con la llegada del frío, son muchos los que sufren de resfriados y gripes como consecuencia. Tanto uno como otro son causados por virus, no bacterias, por lo que los antibióticos no dan solución en ninguno de estos casos.

En primer lugar, vamos a exponer algunos de sus síntomas para poder distinguir ambas enfermedades y saber cómo combatirlas:

  • El resfriado común es una enfermedad infecciosa leve que puede ser provocada por un virus que no se dispone de vacuna para prevenirlo. La gripe, a pesar de tratarse también de una enfermedad infecciosa, es una enfermedad que sí que cuenta con una vacuna adaptada cada año para ayudarnos a hacer frente a los virus.
  • En el resfriado es habitual la congestión nasal, cuando sentimos la nariz tapada, cuando sentimos como un moquillo que gotea por la nariz. También son frecuentes los estornudos y el dolor de garganta. Por otra parte, la gripe tiene un inicio rápido y se dan síntomas como  tos seca, fiebre, agotamiento, dolor de cabeza y dolor muscular. Puede haber síntomas comunes entre el resfriado y la gripe, como la mucosidad, la tos o el dolor de garganta, pero será el conjunto de todos ellos el que nos indique de cuál de las dos enfermedades se trata.
  • El resfriado común no suele presentar complicaciones y suele pasar en una semana, aunque se puede alargar. La gripe, que puede durar entre 7 y 15 días, es una enfermedad a la que hay que prestar más atención, especialmente si el paciente pertenece a uno de los grupos de mayor riesgo, que deberían consultar con su médico en caso de sospechar que padecen la gripe.
  • En ninguno de los dos casos se recomiendan los antibióticos, pues no son útiles al tratarse de infecciones víricas. Puesto que en los resfriados y la gripe se suelen sufrir varios síntomas a la vez, se recomienda el tratamiento con anticatarrales o antigripales que combinan  diferentes principios activos.

consejos contra la gripeUna vez que sabemos detectar cuándo se trata de gripe o cuándo es un resfriado, vamos a ver algunos consejos para prevenirlos:

  • Llevar una alimentación equilibrada y rica en frutas que contengan vitamina C, así como una vida saludable.
  • Lavarse las manos con frecuencia y evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca sin haberse lavado antes las manos.
  • Evitar, en la medida de lo posible, el contacto con personas que tengan la gripe o resfriado, así como las aglomeraciones o entornos donde sepamos que pueden habitar estos virus.
  • Usar pañuelos desechables de papel.

consejos para la gripeAlgunos consejos caseros que pueden aliviar los síntomas tanto del resfriado como de la gripe rápidamente son:

  • Inhalar vapor de eucalipto, cubriendo la cabeza con una toalla frente a una cacerola hirviendo.
  • Tomar zumos de naranja, ya que son ricos en vitamina C.
  • La miel no solo es buena para aliviar y calmar el dolor de garganta, si no que ayuda, también, a calmar la tos, gracias a su textura y su dulzura.
  • Tomar sopa caliente, ya lo decían las abuelas, reduce la congestión y lubrica la garganta, aliviando la irritación.
  • El agua tibia con limón y miel alivia tanto la infección de garganta, la irritación o el picor que produce la tos.
  • La congestión nasal se puede tratar con suero o realizar una mezcla de sal y agua, es muy importante los lavados nasales tantas veces como haga falta.
  • El ajo es un antibiótico natural que refuerza el sistema inmunológico contra los virus. Se puede tomar en infusión ayuda a calmar la tos, despejar los bronquios y descongestionar.
  • El descanso es fundamental ya sea por gripe o resfriado. Dormir adecuadamente y el tiempo suficiente ayuda a que el cuerpo recupere su energía y que se sienta mejor. Estar en un cuarto oscuro y sin mucho ruido, por ejemplo, beneficia el reposo, el relajo y ayuda a aliviar el dolor en la cabeza y en el cuerpo.

consejos para la gripe

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *